¡Comienza el camino hacia el Fútbol Frontier! (フロンティアフットボールへの道を始めましょう! en japonés y The Road to the Football Frontier starts! en inglés) es el noveno capítulo del Manga de Inazuma Eleven y el quinto del Volumen 2 del mismo.

Argumento

El capítulo da comienzo con los chicos del Raimon visitando en el Hospital Inazuma a su amigo Peabody, hospitalizado por su "accidente" en el capítulo anterior, pero aún no les dejan verlo, aunque a Mark le avisaron que aunque la vida de su amigo no corre peligro, no están seguros de si podría volver a jugar al fútbol.

Axel se molesta por la actitud tan deprimida que demuestran los demás, por lo que grita diciendo que deben ir al partido, asumiendo que tendrán que jugar sin Peabody en el equipo, quién es sustituido por Willy, para decepción de varios miembros del Raimon, que no tolerarán que los vuelva a dejar tirados como hizo en el partido contra la Royal Academy.

Al llegar al Instituto Wild, son recibidos de manera poco amistosa por los jugadores del Wild, liderados por Adrian Speed, y también por los aficionados recurrentes que asisten a todos los partidos del Raimon, y después de eso comienza el partido, pero, incapaces de superar la bajada de moral causada por el accidente de Peabody, el Raimon juega con el ánimo por los suelos y comete muchas pérdidas de balón, una de las cuales termina teniendo consecuencias graves, ya que el Wild logra anotar su primer gol y adelantarse por medio de un tiro normal de Gary Lancaster, al que Mark no es capaz de reaccionar a tiempo.

El pésimo estado en el que se encuentra el Raimon es notado rápidamente por sus aficionados recurrentes, que comienzan a criticarles duramente mientras que Axel se cabrea por la situación del equipo, exigiendo, al igual que los aficionados recurrentes, que se tomen en serio el partido y que se dejen de tonterías, lo que enfurece a Jack, quién le hecha en cara que el hecho de que Peabody esté ingresado no es ninguna tontería, y que si no fuera un recién llegado comprendería el porque todos están con la moral baja, lo que acaba con la paciencia de Axel, quién decide tratar de ganar solo el partido, pese a las reclamaciones de Mark y Kevin, pero a la hora de tirar a puerta su remate se marcha desviado por arriba de la portería, deduciendo Mark que, en realidad, a Axel también le había afectado el "accidente" de Peabody.

Silvia se preocupa de inmediato, recalcando que la ausencia de Peabody causa que ninguno de los jugadores del Raimon logre enfocarse adecuadamente en el partido, mientras que Nelly intenta hacerlos reaccionar mediante palabras intimidantes, afirmando que así nunca lograrían ganar el Fútbol Frontier y que, peor aún, se convertirían en la vergüenza de su instituto, pero, contrario a lo que Nelly esperaba, Mark le da la razón, incapaz de lidiar con esa situación.

Los ánimos del Raimon no mejoran para nada, y pronto el Wild logra marcar su segundo gol, nuevamente con un tiro normal de Lancaster, dando Nelly por perdido el partido, y de pronto aparecen los dos matones que retaron a una pachanga a Peabody en el capítulo anterior, descubriéndose como antiguos alumnos del Instituto Wild y que uno se llama Philip.

Inmediatamente Philip se burla de Peabody e incluso le escupe a la chaqueta de su chándal, portada por Silvia, lo que hace estallar en furia a Mark, quién detiene fácilmente el Remate Tarzán de Lancaster con la Mano Celestial, tildando de despreciables a Philip y los jugadores del Wild y negando con firmeza todas las burlas y acusaciones hacia su mejor amigo, para luego afirmar que Peabody no era mediocre, pero ellos si, concluyendo así el capítulo y también el Volumen 2.

Jugadas realizadas

Diferencias con el Anime

  • El Raimon inicia jugando de una manera muy errática, producto de su baja moral por la lesión de Peabody.
  • Nunca se ve nada acerca de la gran capacidad de salto del Wild.
  • El Raimon llega a tener una desventaja de dos goles en contra.
  • Toda la sub-trama relacionada con Peabody y su lesión nunca se desarrolló en el Anime.
El contenido de la comunidad está disponible bajo CC-BY-SA a menos que se indique lo contrario.